¡Ah! ¡Sí! Por cierto: Feliz San Valentín

Feliz San Valentín

Algo que se supone que debe molestarme –según no sé quién– mientras soy una mujer soltera, es el día de San Valentín. Porque aceptémoslo este es el día del año en que tu situación amorosa sobresale:

¿Tienes novio o estás casada? Recibes flores, pones fotos en collage del regalo, la cena romántica, tú y tu novio, etc. En las redes sociales y recibes muchos likes.
Malditas bitches!
¿Estás soltera? Te reúnes con tus amigas –si bien te va– festejan la amistad y aprovechan la ocasión para ir a bailar.
Solteras unidas jamás serán vencidas (x2)
¿Si mal te va? Te quedas en casa, pides cena a domicilio y disfrutas de tu programa favorito en Netflix.
#foreveralone

Continue reading

Y ahora Los Premios Versatil Blogger

Reconocimiento (2)

Ok. Este post es un poquito diferente, pero si me lo permiten les explicaré su historia y la razón de la diferencia entre mis otras entradas. Tal como mi mamá, les contaré la historia de principio a fin y con lujo de detalle:

Pues yo estaba muy bien en el trabajo. Tranqui. Relax. Cuando de repente veo que tengo un correo nuevo “Elva N. González Castillo please moderate…”
Mmm… Nuevo comentario en blog. A ver.

Abrí mi correito y era nada más y nada menos que un comentario de cosasdelos30’s Blog, en donde me nominaba en Los Premios Versatil Blogger”.

Emoción. TOTAL.

Viendo de qué se trata, pues es como un reconocimiento entre bloggers en donde damos a conocer a aquellos que seguimos porque nos gustan, nos parecen divertidos y demás.

Así, tarde, pero seguro (continúo con esta entrada casi una semana después: Woop!), aquí va mi aportación:

Continue reading

El ritual de los chones rojos

El Ritual de los Chones Rojos

Algo que toda soltera conoce –creo–  es el ritual de los calzones rojos en año nuevo, pero para los que no, aquí se los explico:

Alguien debe de regalarte unos calzones rojos que usarás durante la Víspera de Año Nuevo para así tener suerte en el amor durante el año que empieza.

Siendo honesta, casi siempre –favor de recordar el “casi”– hago el ritual de los chones rojos, pero –como he mencionado en mi post anterior– en lo últimos seis años no ha surtido efecto.

Continue reading