Dinner date! Yo y mis pensamientos

Dinner Date

Hay cierta belleza en cenar sola. Al menos eso es lo que pienso. Y no me refiero a cenar sola frente al televisor o con el celular, tableta u otro aparato electrónico que se le parezca. No.

Me refiero a cenar como Dios manda: En la cocina, aunque sea el “recalentado” de ayer (o en mi caso las sobras de la ensalada de atún que hizo mi mamá a mediodía), en la mesa, poner el mantel, el tenedor, tu plato (ok, este si era desechable) y tu refresco.

Continue reading