Soy Soltera, ¿Y Qué?

Vergüenza

Hace poco me topé en Valle Oriente (un centro comercial) a una amiga que no veía hace años.

Cuando la vi, me tardé un poco en reconocerla porque pues han pasado años. Ella empujaba una carriola y traía una pancita pronunciada.

-¡Leva! – me dijo emocionada mientras me abrazaba -¡Tanto tiempo!
-¡Ya sé! – le dije con una sonrisa – ¿Cuatro años? ¿Aprox?
-Weeeeey – me contestó con su voz fresa

Nos viboreamos “despistadamente”. Ella claramente notó mis kilitos demás y yo noté, claramente, la carriola y su pancita de embarazada.

-¿Qué ha pasado con tu vida? – le pregunté sarcásticamente, mientras me asomaba a ver a la personita dentro de la carriola.
-Weey pues… Me fui a España a hacer la maestría, un año… Conocí a un chavo, me casé, tuvimos a Diego y pues ¡ya! ¡El que sigue, en mayo si Dios quiere llega! – me dijo súper feliz, acomodándole el chupón a su bebé – ¿Y tú?

Lo pensé por un momento.
-¡Vi que sigues con tu blog! – me dijo emocionada – ¿el libro?
-El libro sigue… En proceso… No es tan fácil…
-Aww -me dijo haciendo como cara de pena -¿Galán? – me preguntó sin quitar la cara de pena.
-Sin galán…
-¿Hijos? – la cara de pena permanecía
-No… No pues, me gustaría tener “galán bien” (marido) para eso…
-Ayyy. No te preocupes… Llega… Yo conocí a Rodrigo cuanto tenía 32 y nos casamos cuando tenñia 33. Tienes tiempo, wey… – y sigue la maldita cara de pena.
-Acabo de cumplir 33…
No te pongas de pechito, wey.

-Awww -me dijo, por segunda vez, con cara de pena… Todavía.
-¡Ya voy a terminar la maestría! – le dije feliz, cambiando de tema.
-Ayy, que padre Leva – me dijo, sin quitar la cara de “awww”.

Nos despedimos pronto, quedamos de hablar para un café y que nos agregaríamos mutuamente en las redes sociales.

Mientras caminaba hacia mi carro, recordé porque nunca la había agregado a Facebook, sin importar las veces que la red social me la sugiriera como amiga.

Traía su “Awww” atravesado.
¿Cómo por qué hacer esa cara?
¿Le daba “cosita” mi situación?
¿Y desde cuándo ser soltera es algo que deba dar “penita”?
¿Qué? ¿Acaso debería esconderme porque no me he casado?
Ni que fuera un deshonor a mi familia…

Ahora si me disculpa, iré a busca un mejor vestuario. No quien que me reconozcan más “amigas” del pasado….

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s